UN DÍA EN EL RODAJE DE LAS AVES DEL FRÍO

Hoy os contaremos nuestro último viaje a Extremadura. De la mano de la productora 1080lineas nos adentramos en el rodaje del documental “Las aves del frio”. La historia de su última producción comienza con la llegada de los grandes bandos de grullas a la península Ibérica después de atravesar todo el continente europeo desde la lejana Escandinavia. Con localizaciones en Extremadura y Gallocanta, el documental narra las peripecias de una familia de grullas que debe enseñar a su polluelo los nuevos paisajes en los que ha de sobrevivir durante el invierno, los nuevos alimentos con los que deberá subsistir y, en definitiva, todo lo necesario para llegar a ser una grulla adulta capaz de superar innumerables obstáculos en su viaje anual a través de toda Europa.

Nuestro día de rodaje comenzó en el pequeño pueblo de La Garrovilla, en pleno centro de Extremadura y a muy poca distancia de la ciudad de Mérida. Allí nos recogieron Carlos Pérez y Joaquín Gordillo, director y operador de cámara y sonido de “Las aves del frio”. Juntos nos adentramos en el espectacular paisaje de dehesas y humedales extremeños. El plan de la jornada consistía en hacer el camino perimetral del embalse grabando grullas para, al caer la tarde, colocarnos en un lugar adecuado donde grabar la llegada al dormidero. Carlos nos aseguró que la llegada de las grullas al atardecer sería espectacular.

Tras atravesar un tramo con algunos cultivos llegamos a la lámina de agua del embalse. El día era luminoso, el invierno estaba siendo benigno y apenas se sentía el frío. Eso sí, las grullas ya habían llegado en cantidad a Extremadura.

Pronto divisamos las primeras, a pesar de ser medio día, un grupo de unas cincuenta grullas descansaba en la orilla del embalse, en lugar de buscar alimento. Bajamos para montar la cámara y grabarlas. Pudimos observarlas durante unos breves minutos pero rodar documentales es todavía más difícil que el pajareo, montar el equipo lleva unos minutos y es fácil que en ese tiempo las aves echen a volar. Continuamos nuestra ruta mientras en el cielo despejado un precioso milano real tomaba altura sobre nosotros.

Un milano real nos observa desde lo alto

Un milano real nos observa desde lo alto

Llegando a un recodo del camino pudimos avistar una enorme sorpresa. Frente a nosotros, en un pequeño tronco que sobresalía del agua, vimos durante unos instantes una magnifica águila pescadora. Aunque sólo pudimos verla durante unos segundos sobre el tronco y posteriormente en su característico vuelo a baja altura sobre las aguas, poder observar una pescadora es siempre emocionante.

Grupo de avefrías en la orilla

Grupo de avefrías en la orilla

Continuamos camino y cerca de la cola del embalse encontramos una nueva sorpresa, un grupo de unas veinte avefrías remojaban sus patas en la orilla. Mientras, a lo lejos divisamos un nuevo grupo de grullas que se alimentaba en la dehesa.

Grullas en la dehesa

Grullas en la dehesa

Las horas pasan rápido y hacemos una pausa para comer y recapitular. Sentados sobre una gran roca en la orilla damos buena cuenta de nuestros bocatas, de una deliciosa tortilla preparada por la madre de Joaquín y de una taza de café calentito. Carlos nos cuenta su evolución profesional desde los programas de televisión convencionales hasta los documentales de naturaleza. Las muchas horas que pasan agazapados en un hide bajo las inclemencias del tiempo para poder conseguir, si hay suerte, una breve secuencia. Todo ello sin olvidar el tiempo dedicado a buscar los parajes adecuados para poder grabar las especies que se buscan.

Raúl Birding con Joaquín Gordillo y Carlos Pérez de 1080lineas

Raúl Birding con Joaquín Gordillo y Carlos Pérez de 1080lineas

Fruto de tantas horas de trabajo fue el documental “Primavera el regreso de la vida”, emitido en televisiones de Alemania, Francia, Italia, España y Portugal. En la actualidad, 1080lineas está inmersa en la distribución de “Venidos del cielo”, seguro que también será un gran éxito. Al mismo tiempo, en los cuatro meses de invernada de las grullas están grabando su siguiente documental: “Las aves del frío”.

Somormujo lavanco

Somormujo lavanco

Tras la sobremesa continuamos con el rodaje. Nos dirigimos al mirador situado al sur del embalse y montamos la cámara. Un somormujo nos observaba desde el agua grabar un pequeño islote donde unos cincuenta cormoranes secaban sus plumas al sol.

Isla de los cormoranes

Isla de los cormoranes

Después fuimos a grabar tomas generales de un paisaje típico de dehesa extremeña y a continuación nos preparamos para la llegada de las grullas al atardecer en el lugar que había elegido Carlos. Ocultamos el coche, el equipo de grabación y nos escondimos para que las grullas no nos vieran desde lo alto al acercarse al dormidero.

Lavandera blanca

Lavandera blanca

Durante la espera un grupo de gansos aterrizó en los campos que teníamos enfrente muy cerca de un grupo de cigüeñas, una garza blanca pescaba cerca de la orilla y una graciosa lavandera blanca posó para nosotros. Poco a poco los colores del atardecer iluminaron el cielo y el trompeteo de cientos de grullas nos anunció que estaban a punto de llegar. Sólo nos queda decir que Carlos tenía razón, la llegada de las grullas al atardecer fue espectacular.

Atardecer en Extremadura con 1080lineas

Atardecer en Extremadura con 1080lineas

Os dejamos el tráiler de “Las aves del frío”

UN DÍA EN EL RODAJE DE LAS AVES DEL FRÍO
5 (100%) 4 vote[s]

También te puede gustar...

3 Responses

  1. Carlos Pérez dice:

    Muchisimas gracias por compartir un día de rodaje con nosotros

  2. Birding140 dice:

    Fue una gran experiencia. Muchas gracias por habernos enseñado vuestro trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *